sábado, 19 de octubre de 2013

La luna



La luna llena 
como mi vida, plena 
de luz ajena. 



8 comentarios:

Aitor Suárez dijo...

Enhorabuena, y además rima. ¿Es mejor que rimen los haikus? He descubierto que me funcionan para llenar el insomnio, y además con el trajín de contar sílabas salen cosas que de otra manera ni se me pasaban por la imaginación.

Aitor Suárez

Enrique García-Máiquez dijo...

Yo estoy absolutamente en contra, querido amigo, de que rimen los haikus.

Anónimo dijo...

Interesante reflexión la de Aitor Suárez, máxime viniendo, como viene, de quien otras veces nos ha dicho que, le cito, "No mediremos / nunca la poesía / con una regla". Ya puede ver AS lo poco que duran ciertos "nuncas", y lo conveniente que es pensar (o sospechar, al menos) que las seguridades personales son eso, personales, y es erróneo generalizarlas, y más aún intentar imponerlas.

zUmO dE pOeSíA (emilia, aitor y cía.) dijo...

Mu bien dicho.

Aitor Suárez

Adaldrida dijo...

Me has metido unas ganas terribles de hacer un haiku.

Anónimo dijo...

Enrique: Redondo el haiku.
Aurora

Anónimo dijo...

Carlos dijo:

No sé si te has dado cuenta, pero has escrito uno de los haikus más grandes de la literatura. Y si alguien le pone pegas por haiku, habrá que decir que has escrito un poema grandioso, aunque estos superlativos no le vengan bien a tanta levedad y delicadeza.

Mauricio dijo...

Enrique, que Haiku maravilloso. Comparto todos los elogios. Ahora, lo leí, de tanto repetirlo, sin el "plena", y me parece que también fluye bien, aunque rompe la métrica.