martes, 7 de agosto de 2007

La extraña pareja

Oh navegantes del mundo, conocer lo que tecleáis en Google no sólo es gracioso. Hay búsquedas que valen por un ensayo, como la de aquél que entró aquí tras esto. Me descubrió lo mucho que ambos autores tienen que ver: tanto como la cara y la cruz de una moneda. Quien afirmó que el estilo es el hombre se cubrió de gloria. Sus estilos son por el estilo (las exageraciones enternecedoras, el humor salvaje, la exuberancia, la brillantez, el quiebro lógico), pero hombres más opuestos no los encuentras. Como Demócrito y Heráclito, uno se ríe siempre y otro llora sin cesar. Pero qué buena pareja hacen. Irían sin duda a la misma fiesta (la de la única literatura) y al cítrico Cioran le darían, naturalmente, el premio Limón y a Chesterton el premio Naranja. Saldrían tan amigos, discutiendo.

10 comentarios:

Juan Manuel Macías dijo...

Dale, dale con Chesterton que yo no me canso. Lo bueno es que Chesterton está viviendo por aquí unos años muy dulces, editorialmente hablando (ya era hora). Así que gracias por lo que a ti te toca. Me gustó mucho "Lepanto y otros poemas". ¿Sería posible que hicierais una secuela? Por pedir que no quede.

P.D.: Tengo una edición de viejo de "La esfera y la Cruz" traducida por Azaña. Curioso.

Anónimo dijo...

Pero seguramente estas polémicas alegraban al pesimista Cioran.
Y con respecto al concepto de reacción a mi me aclaró muchas cosas Santiago Mora-Figueroa en "La reacción y los reaccionarios".

Anónimo dijo...

acabo de leer una entrevista en El Pais a Felipe Glez. la descripción -desde dentro- del entierro de Polanco está, casí, a la altura de la película El Padrino. http://www.elpais.com/articulo/espana/Aplaudo/Zapatero/haya/afirmado/liderazgo/sombra/elpepuesp/20070804elpepunac_7/Tes

jose luis gonzález dijo...

Ya sé que con toda seguridad es una estupidez mía, pero, hablando de parentescos heterógeneos con Chesterton, a mí se me da que Maurois quiso ser un Chesterton a la francesa, ¿no te da a ti también esa impresión?

E. G-Máiquez dijo...

¡Qué Azaña!

E. G-Máiquez dijo...

Apenas, ay, he leído a Maurois, lo siento JLG. A Tamarón, mucho; sr. anónimo, y claro que me dejó claro eso y otras cosas.

Anónimo dijo...

Creo que Maurois no sólo no decía todo lo que pensaba, sino que alguna vez decía hasta lo contrario, seguramente eso lo haría sencillamente feliz. Otra Azaña.

Ignacio dijo...

"P.D.: Tengo una edición de viejo de 'La esfera y la Cruz' traducida por Azaña. Curioso. "

¿Es la de Austral? Esta tarde lo miraré, qué cosas.

Juan Manuel Macías dijo...

Ignacio, el volumen que comento es una primera edición de 1930, en la Biblioteca Nueva. Es la misma editorial que publicó la primera edición de "marinero en tierra" de Alberti. Lo que no sé es si la edición de Austral recupera la traducción de Azaña.

jose luis gonzález dijo...

Es un interesante punto de vista, anónimo, ¿en qué te basas para afirmar eso? No conozco la biografía de Maurois, ni he leído todos sus libros, pero no encuentro eso que dices. Quizás podrías ilustrarme al respecto, qué es lo que te ha dado esa impresión.