miércoles, 17 de enero de 2007

La oposición a la oposición

Parece un chiste de Lepe: “Va el fotógrafo y dice que busca una imagen fresca, natural, y entonces ella…”. Yo me las prometía muy felices comentando el desnudo instantáneo de la concejala lepera del PP y sus mucho más impúdicas declaraciones, en las que asoma cierto masoquismo: le gusta leer El País (que machaca sistemáticamente a su partido) y se confiesa apasionada por la cultura árabe (donde no sé si se admirará tanto su desinhibida afición a la pose artística). Pero el columnista propone y la actualidad dispone: las trifulcas de la manifestación y del debate en el Parlamento reclaman mi atención, lo siento.

Lo más llamativo es la unánime exigencia de responsabilidad al PP por no haber apoyado el particular proceso de Zapatero y por no sumarse a la unidad (que pretende incluir a los grupos cercanos a las posiciones de Batasuna). En España hoy se exige más responsabilidad a la oposición que al Gobierno, lo cual es muy extraño y quizá significativo de lo que en el fondo creemos que podemos esperar de cada cual. También asombra la frecuencia con que se aconseja a Mariano Rajoy, siempre por su bien. Qué desvelos por su éxito.

Y cuando no hace caso, qué oposición a la oposición, a pesar de que no cumple más que su papel constitucional y hasta semántico de oponerse. El Parlamento no es el avalista ni el firmante en blanco de los cheques del presidente. Si cuando éste se equivoca no se lo recrimina nadie, ¿para qué pagar un sueldazo a sus señorías?

No nos engañemos: proponerle al PP manifestaciones de apoyo o acuerdos sin un compromiso firme por parte del Gobierno de hacer verdadera política antiterrorista es un truco de tahúr. Tenderle amablemente una mano imposible con la doble intención de dejarlos solos y señalados ante la opinión pública. Quedó bien claro en la convocatoria de la manifestación del pasado sábado con aquellas declaraciones de Luppi —ese lapsus linguae— en las que se despachó a gusto (“cerril, ultramontana, casi gótica”) contra la misma derecha a la que reprochaba su no asistencia, supongo que para gritárselo a la cara.

Las posiciones del PP, gusten o no, están bastante claras. Mi duda es por qué el PSOE muestra ahora este ansia infinita de unidad universal. La unanimidad es una obsesión de las dictaduras; la democracia convive bien con la discrepancia. Hay que retratarse: pactar con unos y no con otros. Si el PP se equivoca, lo pagará en las urnas. Tantas zalemas y amenazas mezcladas de ZP para que todos se le sumen suenan raro, muy raro: algo así como a aquel rey desnudo que necesitaba que nadie dudara de sus ricas (e inexistentes) vestiduras. Y yo, para rey desnudo, me quedo con la concejal de Lepe, la verdad.
[En Grupo Joly]

11 comentarios:

Inma dijo...

Genial artículo.
Tienes razón, están pasando cosas muy raras, y lo peor es que nos intentan convencer de que ciertas cosas son las "normales".
Menos mal que algunos todavía ven al rey desnudo. Menos mal.

Aquilino Duque dijo...

Bravíssimo el final y el principio. Así se escriben los buenos artículos. La misión de la oposición es oponerse al Gobierno y en el caso de España, una misión de elemental higiene: erradicar la peste psoez, incursa en alta traición además.

Emilio quintana dijo...

Pues sí, se anuncia la nueva revista Chesterton para febrero:

Anónimo dijo...

"La peste psoez, incursa en alta traición además". Viva la crema de la intelectualidad.

Pablo Buentes dijo...

Es muy triste lo que está pasando, lo que más me jode es cuando algún cultureta de turno suelta la frase del tiempo "el PP si no va a la manifestación se está alineando al lado de HB" Eso es visión... Lo peor de todo, es que la jugada del Gobierno ha salido bien... en vez de echarle en cara a ETA lo que ha hecho y abandonar el proceso de paz, mejor seguimos jugando al ratón y al gato y se la jugamos a la oposición para poder mantenernos... Al final parece que Rajoy puso la bomba en la T4

E. G-Máiquez dijo...

Mi consejo, querido anónimo, es que no te midas con A. Duque en la cremosidad de las respectivas intelectualidades. Por cariño que te tengo, vaya.

Emilio Quintana dijo...

Enrique, no ha salido el enlace a la revista Chesterton. Aquí: http://www.elconfidencialdigital.com/Articulo.aspx?IdObjeto=10385

E. G-Máiquez dijo...

Gracias por la informacion, Emilio. Habrá que hablar del título de la revista, luego verla y luego volver a hablar...

Emilio Quintana dijo...

Es que me fastidian un título que tenía yo en la cartera.

E. G-Máiquez dijo...

Pues si a ti el título te gusta, lo empezaré a ver con ojos menos escépticos.

E. G-Máiquez dijo...

Pues si a ti el título te gusta, lo empezaré a ver con ojos menos escépticos.