miércoles, 11 de abril de 2012

Tirando del hilo

Esta tarde Leonor, quizá animada por la gracia que me ha hecho su sueño, ha seguido contándomelo. "No te creas que era divertido. Lo he pasado fatal…" Yo me hinchaba de satisfacción. "Te me aparecías". "Ah, vaya, y ¿qué te decía?" "Me dabas indicaciones". "¿Indicaciones?" "Sí, indicaciones, como siempre". 

2 comentarios:

RETABLO dijo...

Siempre está bien quedar como galán, valiente y discreto. En la vida y en los sueños.

Adaldrida dijo...

¡¡¡BRUTAL!!!