domingo, 20 de marzo de 2016

Un esnobismo inaudito


La baronesa Blixen, en Sombras en la hierba:


Alabado seas, Señor, por el hermano León, que es tranquilo, tiene zarpas poderosas y fluye por la hierba luida con la boca enrojecida, silencioso, con el rugido del trueno listo en el pecho. 
* 
Mis amigos se rieron de mí cuando les dije que pensaba regalar la piel del león al rey Cristián X.—Es de un esnobismo inaudito. 
* 
Ninguno de vosotros sabe lo que es vivir largo tiempo fuera de la patria. 
* 
A mí la peste no me daba miedo […] consideraba noble morir de una enfermedad a la que papas y emperadores habían sucumbido. 
* 
Como todas las raíces, pedían oscuridad. 
* 
… y rompían a reír. En las caras desdentadas de las mujeres viejas cien arrugas delicadas trocaban mejillas y mentón en una radiante máscara barroca, pues ya no eran las cicatrices de la guerra de la vida, sino las huellas de muchas risas. 
* 
[Epitafio —excepcional para mi gusto— de una tía suya] “Tuvo más de un día malo, pero sus noches eran gratas” .
* 
El primer precepto de un manual de etiqueta del siglo XVII prohíbe contar a otros los sueños propios, ya que es imposible que le puedan interesar. [Atención, poetas y diaristas, por favor.] 
* 
Cuando en un sendero uno se topa con un masai, se le saluda diciéndole: “Saubaa”. Si es una mujer masai, se le dice: “Tarquenya” [Qué listos los masais. Yo, la verdad, aunque siempre digo “hola” entono de manera diferente.] 
* 
El entonces gobernador, Sir Philip Mitchell, decía que me escribía en vista de la insistente demanda de su criado Alí Hassan. Decía que Alí era el mejor criado que jamás tuvo, pero que desde el primer momento le hizo saber a su amo que se consideraba aún a mi servicio y que si alguna vez yo volvía al África, él se reservaba el derecho de dejar la casa del Gobierno sin previo aviso. 
*La gente trabaja mucho para asegurarse un porvenir; yo daba a mi mente trabajo y preocupaciones en mi intento de asegurarme el pasado. 
* 
La muerte de Farah. […] no era la primera vez que lo había mandado por delante a algún lugar desconocido, para que me instalara el campamento. [Es aquel epitafio de G.K.Chesterton] 
* 
[Última carta de su criado Kamante] “Yo ciertamente convencido cuando pido por ti a Dios todopoderoso que esta petición te la concederá sin falta. Por eso pido a Dios que sea bueno contigo de ver en cuando”. 



4 comentarios:

El lejano dijo...

"El entonces gobernador, Sir Philip Mitchell, decía que me escribía en vista de la isnistente [insistente] demanda de su crado [criado] Alí Hassan. Decía que Alí era el mejor craido [criado] que jamás tuvo, pero que desde el primer momento le hizo saber a su amo que se consideraba aún a mi servicio y que si alguna vez yo volvía al [a] África, él se reservaba el derecho de dejar la casa del Gobierno sino [sin] previo aviso."

También las citas la merecen... ;-)

http://www.diariodecadiz.es/article/opinion/2098070/relectura.html

Enrique García-Máiquez dijo...

Mil gracias.

donan dijo...

Sigo su blog con gusto, desde Valencia. Me gusta mucho, mucho. Hoy he disfrutado especialmente con las citas de Dixen, extraordinarias. ¡Cuanto le debo a la baronesa! Horas de auténtico gozo, leyendo sus libros, los de Africa (genial "Lejos de Africa") y los cuentos. Gracias por recordármelo

Tomás Salas dijo...

Este libro creo que está traducido por nuestro maestro Aquilino.