jueves, 1 de febrero de 2007

Otra muerte

Si lejana, la muerte es silencio. Cuando más cerca, la muerte musita al oído una pregunta. Y cuando nos toque, la respuesta.

1 comentario:

AnaCó dijo...

Vaya, que coincidencia, justo hoy empiezo con la metafísica de la muerte de Simmel, tu entrada me ha servido de aperitivo para entrar en harina. Gracias!