miércoles, 28 de mayo de 2014

Deseos despeinados


No debería comprar más libros por salud nerviosa, por economía, por espacio, por la convivencia familiar... Los últimos pendientes se me amontonan. Fotos reales de esta mañana a las siete. En la mesa de mi despacho: 


En la mesa de mi dormitorio:


En la mesilla de noche: 


Hasta en el tocador de mi mujer, que es una santa:


Y en la mesita del porche: 


Pero ha sido ver esto, y correr a Amazon, a pesar de que todavía sólo (¡y encima me fastidia horrores!) se puede reservar el ejemplar. 

Claro que Lec es mucho Lec. Y por si usted tiene dudas, ¿cómo resistirse a

Tampoco los imparciales son imparciales. Están con la justicia.  
Si un caníbal usa tenedor y cuchillo para comer, ¿es un progreso? 
El fondo no existe. Existen solamente obstáculos a lo profundo.  
* 
¡Piénsatelo, antes de pensártelo! 
* 
El surrealismo, ¿deja de serlo si es realizado? 
* 
¡Hay que popularizar el elitismo! 
* 
Un auténtico elegido no tiene elección. 
* 
Cuanto más bajo caes, menos te duele. 
* 
El hombre, efecto secundario del amor. 
* 
Cosa terrible es nadar contracorriente en aguas sucias. 




9 comentarios:

María dijo...

Verdad que tienen buena pinta.

Juan Mazoy dijo...

¡Hala, ya me liaste!

Ununcuadio Dolores dijo...

Oh!, que consuelo y envidia de ver esas pilas de libros por todos lados. Consuelo de tonto: no tengo tantos libros por leer en mi casa, aunque si estan en mis listas de quiero leer y quiero comprar. Envidia porque cada libro es un tesoro, y tantos... mucho mas. Me apunto a Lec que no estaba en ninguna de mis listas ;)

P.D.: perdon por la falta de acentos, el teclado es ingles.

Inmaculada Moreno H. dijo...

Pues después de ver esta muestra de Lec, yo también corro a Amazon. Gracias, Enrique.

José Miguel Ridao dijo...

Sutil detalle -no sé si intencionado- el del kindle entre las pilas de libros. En mi caso ha sustituido a las pilas, o más bien las ha arrinconado.

Enrique García-Máiquez dijo...

La única foto que retoqué un poco, para que se vieran los títulos, es la del libro, querido Ridao. A mí el kindle, que me encanta, no me soluciona mucho lo de las columnas. Hay tantos libros que no están en formato e., ¿no?

Gran abrazo,

José Miguel Ridao dijo...

A mí lo que me pasa es que he decidido centrarme, salvo alguna que otra excepción, en los libros interesantes disponibles en formato electrónico, teniendo en cuenta que necesitaría mil vidas para leerlos todos. Llevo meses enfrascado en los Episodios Nacionales, por ejemplo, que simultaneo ahora con La montaña mágica y varios libros interesantes de autores para mí desconocidos, todo gratis. Comprenderás que la pila ha sido engullida por el aparatejo, y las posibilidades de acertar en la elección del libro han aumentado. Claro que mi curiosidad por los nuevos libros no es tan grande como la tuya.

Otro abrazo fuerte.

Anónimo dijo...

Veo el de mi amigo Ángel, sobre Girard, en lo alto de una de las pilas...

Enrique García-Máiquez dijo...

Ése lo voy a terminar pronto: apasionante y luminoso.